Andrés Díaz desde Dublín (Irlanda)

Mi nombre es Andrés y mi elección para hacer las prácticas de Educación Infantil fue la ciudad de Dublín. Irlanda es un lugar que siempre había deseado visitar y al final tuve la oportunidad de visitarla.

Al llegar todo se me hizo difícil, cambiar de clima, costumbres, alejarme de mi familia y amigos y el idioma. Poco a poco empecé a cambiar mi manera de pensar y a adaptarme. A día de hoy mantengo conversaciones totalmente en inglés y parece que la gente me entiende, aunque parezca mentira esto es algo que veía imposible las primeras semanas. Las prácticas las hago en una cooperativa llamada Island Key Childcare Services, donde trabajo no solo con personas de irlanda sino con estudiantes de Alemania, Austria y Francia, y que trataron de integrarme desde el principio. En cuanto al trabajo es muy diferente a España, el tener un clima lluvioso y frio cambia mucho los planes por lo que la mayoría del día realizamos las actividades en el interior de la clase. Algo que me anima mucho es el cariño recibido por parte de los niños y niñas durante toda esta experiencia. En cuanto a la vida por Irlanda, vivo junto a varias personas de Brasil y de Panamá por lo que intercambiamos muchas experiencias. Junto a mis compañeros de España estamos viajando todo lo que podemos, que no es mucho debido a los horarios, y hemos visitado lugares fantásticos como Howth, Galway, Belfast o Wicklow a los que volvería con los ojos cerrados. Es una gran oportunidad la que me ha brindado ERASMUS, algo que sería impensable para mí ha sido posible gracias a esta beca.